Aprueban la Ley de ejercicio profesional de la fonoaudiología

Tiene por objeto darle un marco legal a la profesión y jerarquizarla

 

La Cámara de Diputados de la Nación aprobó por mayoría la Ley de ejercicio profesional de la fonoaudiología, con 257 votos a favor, ninguno en contra ni abstención alguna.

La presente ley tiene por objeto establecer el marco general del ejercicio profesional de la fonoaudiología en el ámbito nacional y en el de las jurisdicciones que adhieran a la misma.

Se considera ejercicio profesional de la fonoaudiología a las siguientes actividades: promoción, prevención, estudio, exploración, investigación, evaluación por procedimientos subjetivos y objetivos que permitan el diagnóstico, pronóstico, seguimiento, tratamiento, habilitación y rehabilitación de las patologías de la comunicación humana en las áreas de: lenguaje, habla, audición, voz, fonoestomatología entendida como funciones orales de succión, masticación, sorbición y deglución para el tránsito de la saliva y las relacionadas con la ingesta de la alimentación e intervención temprana entendida como acciones de neurohabilitación para desarrollar las funciones que sustentan la comunicación y el lenguaje.

La ley incluye las condiciones del ejercicio, los alcances e incumbencias profesionales, las especialidades, inhabilidades, incompatibilidades y ejercicio ilegal, derechos, obligaciones y prohibiciones, matriculación y registro de sancionados e inhabilitados.

Días pasados, Analía Álvarez, fonoaudióloga que trabaja ayudando a niños y adultos a mejorar su capacidad de habla, audición y comunicación, había lanzado una campaña en la web Change.org con el fin de que esta ley sea aprobada cuanto antes.

Según había indicado en su momento, «esta Ley es muy importante para dar un marco legal y jerarquizar la disciplina. Esto mejoraría nuestras condiciones de trabajo como profesionales de salud y también serviría para proteger a nuestros pacientes. Miles de personas en toda Argentina necesitan un tratamiento con fonoaudiólogo, y queremos que les garanticen que son atendidos por profesionales con la adecuada formación».

A lo que agregó que «la iniciativa considera ejercicio profesional de la fonoaudiología a las actividades de tratamiento de las patologías de la comunicación humana en las áreas de: lenguaje, habla, audición, voz y funciones orales de succión, masticación, sorbición y deglución para el tránsito de la saliva y las relacionadas con la ingesta de la alimentación. También a la intervención temprana entendida como acciones de  neurorehabilitación para desarrollar las funciones que sustentan la comunicación y el lenguaje».

Haz tu comentario arriba, desde tu sesión de facebook!