Pesimismo de Arrate con respecto a 2023

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram
WhatsApp

“Estamos navegando sin un plan de viaje”, afirmó el empresario

“El año 2023 va a ser igual a éste o un poco peor, nada nos indica que vamos a mejorar en algo, estamos navegando sin un plan de viaje, no tenemos un plan de navegación y vamos para donde la corriente nos vaya llevando, donde venga la ola nos va a pegar y vamos para ese lado”.

Así se expresó José Luis Arrate al ser entrevistado en el programa radial “Voces de la Ciudad”, en el que analizó críticamente lo sucedido en 2022 en el país, fundamentalmente en el aspecto económico.

El titular del Grupo Arrate, que emplea a 155 personas, manifestó que 2022 “fue  un año muy movido”, en el que hubo que estar “atentos todos los días” y en el que “las ventas de un día no han podido ser repuestas en su mercadería con el precio de venta obtenido, dado que no hay productos”. También sostuvo que “los aumentos son inesperados y abruptos, acotando que, en un país con 100% de inflación y falta de productos de casi todos los rubros es muy difícil poder subsistir comercialmente, pero lo hemos podido atravesar, estamos acostumbrados a los vaivenes, pro no tan bruscos como los de este año”.

DESCONFIANZA

Refiriéndose a la economía, anticipó que “vamos hacia un dólar de 370 pesos”, añadiendo que “todo  lo que sucede en el gobierno genera desconfianza en la gente y eso incita a que la gente vaya a ahorrar y transformar su peso en dólar”..

Enfatizó el empresario que “hoy tener pesos, con la desconfianza que hay, no va, lo tienen que invertir en bienes inmuebles o en mejorar su vivienda, y si tiene todo realizado la única manera de ahorro, lamentablemente, es ir al dólar”.

Respecto del  rubro comercial, Arrate apuntó que “el mercado electrónico ha crecido muchísimo y no tiene costos operativos, ni negocios, ni personal, lo que genera un pasamano de mercadería de gran escala y cantidad, obtiene precios y es lo que está hoy llevando gran parte de la venta adelante”.

Luego aseguró: “Hoy, iniciar una actividad comercial está muy difícil, se necesita muchísimo dinero. Además están los vaivenes de la comercialización, como decíamos el ejemplo del comercio electrónico, están las medidas gubernamentales que te dicen mañana es feriado nacional y ustedes cierran los negocios y pagan los sueldos, y después llega fin de mes y te dicen ustedes paguen un bono, y no te dicen de dónde obtener ese dinero… de un momento para el otro el gobierno fijó que hay que pagar un bono y tenemos que ver dónde conseguimos. En el caso nuestro nos significa cuatro millones de pesos por ejemplo, que hay que obtener de la noche a la mañana”.

DIFICULTADES PARA EL COMERCIO

Por ello, insistió en que “aquel que va a iniciar una actividad comercial hoy diría yo que es casi imposible, sumado a todo lo que requiere una habilitación comercial y la cantidad de escalas impositivas que hay”.

Sobre el final, Arrate mostró una mirada pesimista respecto del país. “De otros lados  del mundo no pueden entender cómo se puede manejar comercialmente con una inflación del 100%, y les decíamos que estamos acostumbrados a salir adelante y sortear cada obstáculo que nos ponemos entre los propios argentinos y los dirigentes de turno que la mayoría del pueblo ha elegido”.

Siguió señalando que “la inseguridad ha crecido grandemente y el sector político ha decaído en la calidad de sus dirigentes, tomando decisiones equivocadas y así hemos retrocedido. En Europa cada vez que voy veo que  han modernizado o hecho algo positivo, y nosotros estamos retrocediendo”.

Fue en el final de la nota, basándose en el contexto descripto previamente, que no dudó en afirmar que 2023 será un año “igual a éste o un poco peor”. Para fundamentar su concepto añadió que “nada  nos indica que vamos a mejorar en algo”, expresando que el país se halla a  la deriva, sin contar con un plan de navegación.

Mas Noticias

Pasar de comentaristas a protagonistas

Este año se cumplen 40 años de vigencia de nuestro sistema democrático, salvo ocho en nuestra ciudad gobernaron hegemónicamente distintas versiones del